Firmar un contrato de arrendamiento siempre conlleva riesgos. Para el arrendador los impagos son una ameza constante. Para evitarlos los mejor es conocer en profundidad al arrendatario, algo que normalmente no es fácil de conseguir.

Con Registro de inquilinos tendrá acceso, realizando una rápida consulta, a un perfil detallado de un inquilino. Dotará así a su contrato de arrendamiento de la efectividad suficiente para evitar impagos.

Ya son más de diez mil profesionales de toda España los que se aprovechan de este servicio.

¿A qué espera?